San Francisco de Asís: “animal espiritual”

nota original en LaNacion Blogs

Si Aristóteles afirmó que “el hombre es un animal político”, yo me atrevo a decir que San Francisco fue un animal espiritual. Y, antes de que me califiquen de hereje, les pido sostengan su atención y sigan mi razón.

Aristóteles sostuvo que el hombre se diferencia de los animales por su relación con el Estado y por vivir en sociedades organizadas políticamente. En alusión a ese pensamiento filosófico me animé al título de la nota porque San Francisco fue un hombre santo que se diferenció de los otros santos por su relación con los animales y su protección incondicional hacia ellos.

Sorteado y aclarado el primer obstáculo de la nota, pasemos a mi vida personal, lo cual implica otro riesgo. Pero decido correrlo en favor de todos, seamos de 2 o 4 patas 🙂

Celebramos hoy 4 de octubre el día de San Francisco, día en que yo tomé mi Primera Comunión a los ocho años (necesitaba acotarlo, porque, además no es filosofía griega 😉)  Ayer en mi familia celebramos el cumpleaños de mi única hermana, quien hoy, desde temprano en vez de seguir hablando de su festejo, nos puso a la familia en aviso sobre el santoral y adjuntó en el chat familiar la famosa oración “Señor, haz de mi un instrumento de tu paz”. A mí se me ocurrió retribuirle el gesto con otro regalo de cumple más. Busqué en el álbum del año 1990 las fotos de cuando visitamos juntas la ciudad de Asís para enviarlas al chat que tenemos Papá, ella y yo.

Pero no llegué al chat. Aún no. Y justamente por culpa de otro “chat”, como le dicen en francés, que noté en la foto. Sí, el gato de la foto, que ni recordaba había posado conmigo en Asís, me cambió los planes de escribir en el grupo privado de chat de mi familia y hacerlo en este blog público de un medio masivo.

Sí, ¡tanto poder ese gato! No solo por ser gato, sino por estar en AQUEL lugar y recordármelo justo hoy en ESTE momento de mi vida.

¿El lugar de entonces? Ese. El de la foto. Asís, ciudad mística y justo el destino que le siguió a Roma, donde días antes yo había tenido una experiencia religiosa muy fuerte, la cual narré en otro artículo. Y también, Asís, la ciudad de un santo fuera de lo común, San Francisco, patrono de los animales y del medio ambiente, quien dijo: “Todas las cosas de la creación son hijos del Padre y hermanos del hombre… Dios quiere que ayudemos a los animales si necesitan ayuda“.

¿El momento de hoy? Hace una semana nuestra perra, rescatada y adoptada en diciembre, tuvo 13 cachorritos.

(….) Este paréntesis es para que quepan todos sus comentarios.

(…) Por si tienen más y para darles la razón. Porque ya los escucho: Sí, fueron muchos- y más considerando que ya teníamos 2 perros rescatados y… ¡Ah, también 4 hijos! 😊

Por eso sin más vueltas, va una oración de regalo para todos, en especial para mi hermana y mis 4 “cachorros de 2 patas” que están viviendo una experiencia única de vida cuidando tantos animales. Quiero también dedicarle esta “Oración para los animales de San Francisco de Asís” a mi papá que nos inculcó el amor por los perros desde muy chicas.

Que la disfruten todos. Sospecho que son varios como yo a quienes les vendrá bien rezarla. Por eso no me limité al “gato” familiar.

San Francisco de Asís, hAZme un instrumento de tu pAZ… de A a Z – sobre todo y con más intención mientras tenga tantas patitas en casa 😊

Bendito seas, Dios Todopoderoso,
creador de todos los seres vivos.
En el quinto y sexto días de la creación,
Tú creaste peces en los mares,
aves en el aire y animales en la tierra.

Tú inspiraste a San Francisco para que considerara a todos los animales
como sus hermanos y hermanas.
Te pedimos que bendigas a este animal.
Por el poder de Tu amor,
permite que [el animal] viva según Tu deseo.

Siempre serás alabado
por toda la belleza de Tu creación.
¡Bendito seas, Dios Todopoderoso,
en todas Tus criaturas!
Amén.

 

 

La Fe y la FIFA

A días de la inauguración, una reflexión.

Va mi abrAZo de G⚽️L y de pAZ 🕊de A a Z

La Fe y la FIFALa expectativa por la inauguración de la Copa del Mundo me recuerda la pasión sin igual que el futbol despierta en millones de personas alrededor del planeta. Gente de todos los géneros, nacionalidades, creencias y etnias conviven y disfrutan en armonía de un encuentro único y de la compañía de muchos.

El fútbol genera un interés común y tiene un gran poder de convocatoria y aceptación en la mayoría de nosotros, especialmente cada cuatro años. En el cierre de la Conferencia de la FIFA para la Igualdad y la Inclusión, Fatma Samoura, Secretaria General de la FIFA, concluyó: “sería irresponsable pasar por alto ese poder. Es humano que pensemos en maneras de poner el fútbol al servicio de un bienestar mayor“. El lema de esa conferencia fue: “Pásala: la esperanza a través del fútbol”. Por eso hoy recibo ese “pase” y “detengo la pelota” para reflexionar sobre dos valores admirables y necesarios que el fútbol internacional nos inspira: el respeto y la tolerancia. Y me pregunto: ¿Qué pasaría si miráramos a las diferentes religiones como miramos a los diferentes equipos de la FIFA?

Deferencia ante la Diferencia

Nadie en el mundo duda que los equipos que llegan al Mundial, aunque son distintos, son buenos. Porque hacen cosas buenas, dentro y fuera de la cancha. Juegan con buena preparación y exaltan en sus fans sentimientos positivos de pertenencia, admiración y apoyo. En la Copa del Mundo conviven grupos de distintas banderas y estilos de juego y los respetamos tanto que hasta somos capaces de ponderar, admirar y querer imitar su técnica y ejecución. Pero en el mundo de la fe parece que no tenemos la misma apertura para con religiones diferentes a la propia. Tendemos a dudar de su preparación, menospreciar sus convicciones o criticar sus acciones. Juzgamos con dureza a quienes profesan otra fe porque caemos en la arrogancia de creernos el “equipo ganador”. Y hay quienes además quieren imponer su religión a todos.

Pues la pregunta ya cayó “en el área chica”: ¿Por qué no podemos tener el mismo espíritu abierto para entender y apreciar a las diversas religiones? Quizás porque no comprendemos que la fe bien entendida y bien inculcada exige el respeto de los demás. Un respeto sincero que acepte sus modos de obrar y de vivir y entienda que, aunque sus preceptos y doctrinas discrepen de lo que uno profesa, “no pocas veces reflejan un destello de aquella Verdad que ilumina a todos los hombres” (Concilio Vaticano II)

Las diferencias en cuestiones de fe exigen de nuestra deferencia. Todas las religiones tienen su parte de verdad y otras partes que admiten errores, fallas humanas y desaciertos. Ninguna puede declararse como la única absoluta y verdadera. Por eso la Nostra aetate (en latín: Nuestro tiempo) del Concilio Vaticano II, que habla sobre las relaciones de la Iglesia Católica con los no cristianos, no rechaza nada de lo que sus religiones declaran como verdadero y santo. Porque las religiones son una necesidad antropológica y una respuesta libre y colectiva para explicar el mundo y cuestiones que inquietan al corazón común de todo hombre. Cada una tiene sus instituciones que la formalizan y preservan en el tiempo como también sus rituales de experiencia sagrada. Sin embargo, aunque todos estos son importantes de respetar y practicar, no definen la fe. Y justamente éste es el punto más valioso de toda religión, para el cual también me valdré de la analogía mundialista.

En la cancha se ven los jugadores

Sabemos que todos los equipos que clasificaron para el Mundial cumplen con los requisitos, formalidades y entrenamientos necesarios. Además, todos creen que merecen la Copa FIFA. Así de fuerte es su convicción para jugar y su intención de ganar. Pero el entrenamiento y la convicción no garantizan la victoria. De hecho, los jugadores, técnicos y fans pueden tener mucha fe en su equipo y excelente preparación, pero saben que con eso no alcanza. Lo importante es que toda la teoría y técnica se pongan en juego y a prueba en la acción para lograr buenos resultados. Con la fe pasa lo mismo. Los dogmas y doctrinas, los rituales y plegarias son y serán siempre importantes. Pero no son ni serán suficientes para la salvación. La carta del Apóstol Santiago es clara y contundente al respecto:

¿De qué aprovechará si alguno dice que tiene fe, y no tiene obras? ¿Podrá la fe salvarle? Y si un hermano o una hermana están desnudos, y tienen necesidad del mantenimiento de cada día, y alguno de vosotros les dice: Id en paz, calentaos y saciaos, pero no les dais las cosas que son necesarias para el cuerpo, ¿de qué aprovecha? Así también la fe, si no tiene obras, es muerta en sí misma.
(Santiago 2, 14-17)

En una de sus primeras homilías, el Papa Francisco comentó esta carta de Santiago: “…una fe que no da fruto en las obras, no es fe (…) Vosotros podéis conocer todos los mandamientos, todas las profecías, todas las verdades de la fe, pero si esto no va a la práctica, no va a las obras, no sirve”.

Siendo muy conocida la afición de nuestro Papa por el futbol, me atrevo a concluir y alentar diciendo que en cuestiones de fe también debemos “transpirar la camiseta” por nuestras propias convicciones religiosas. Pero siempre reconociendo, respetando y celebrando que todas las religiones quieren hacer y lograr lo mismo. Eso sí, cada una con su propia “jugada de pizarra”.

 Fin o Minuto 90.

http://blogs.lanacion.com.ar/parroquia-online/?p=2315

Historia de un nombre. Nombre con historia

img_4645Ya le urgía a mi ajolote su nombre. Eso de llevarlo a pasear, compartir y entregar “Boris y el ajolote albino” (el libro que me inspiró a adoptarlo) sin presentarlo formalmente carecía de educación. Aunque fue gran diversión. Voy a extrañar la interacción de estas semanas con ustedes quienes en persona, por correo o whatsapp, me propusieron tan buenos nombres. Sigue leyendo

Voz (equivocada) del Grito Mexicano

Pequeña (errada) conclusión nos trae una GRAN lección…
Felicidades, México lindo y querido.
AbraZo tricolor.
Agustina.

Pequeñas Grandes Voces

image

 “La bandera de México es igual a la de Italiapero le pusieron un águila asi los árbitros no se confunden.”

Elliot (8)

Cuando el fútbol es el centro de su vida, uno acepta y  sonríe. Cuando quien escribe este blog es su madre, asume la oportunidad de aprendizaje e imparte la siguiente lección en el lenguaje que mejor entiende y recordará:

La bandera es rectangular como la cancha de fútbol. Tiene varios “jugadores” con funciones diferentes pero con un mismo y único objetivo: mostrar unión y fuerza de equipo. Y la formación en el caso de México es:

Águila: Fuerza cósmica del sol.

Serpiente: Potencialidades de la tierra.

Nopal: Paisajes de México.

Verde: la esperanza del pueblo en el destino de su raza.

Blanco: la pureza de los ideales del pueblo.

Rojo: la sangre que derramaron los héroes por la patria.

Felicidades, México lindo  y querido.

AbraZo tricolor.

Agustina

Ver la entrada original

DoRMiR en PaZ es ViViR en PaZ

GRaCiaS, LuCaS. Tu HiSToRia NoS SaLPiCa a ToDoS.

Esta mañana, cuando desayunábamos, yo ya había leído esta nota y, mientras tomábamos el desayuno, la comenté con los chicos. Algo recordaban de lo que yo les había compartido y publicado en el blog en Diciembre. Y aunque la clásica corrida de la mañana me limitó a un resumida sequela antes de terminar de desayunar, lavarse los dientes, buscar mochilas, subir al auto y correr a la parada, una voz de 9 años me pide antes de subir al bus:

– Mamá, cuando volvamos, ¿me mostrás las fotos de Lucas?
– ¿De tu primo?
– No. Del chico que porque estudió tanto ahora va al club y le consiguió trabajo a su mamá en McDonalds.

Yo ya estaba en el frenesí diario y mirando sólo mi propio círculo (y hasta por buscar fotos del viaje de su primo). Pero su corazón ya se había detenido y expandido porque había sintonizado con otra pequeña gran voz desde la empatía y la admiración.
Claramente, cuando algo de verdad llega al corazón de un niño, se instala en su pequeña gran mente y cobra mucha vida. De eso soy testigo y soy responsable por ser madre. Una linda y aterradora responsabilidad… pero una enorme bendición poder dialogar y escuchar a nuestras peqgrandes voces.

AbraZo y ZamBulliDa
Agus

Pequeñas Grandes Voces

image– Lucas, ahora que podés dormir en una cama, con un ventilador, ¿qué te pasa cuando cerrás los ojos? ¿Soñás? ¿Llorás? ¿Agradecés?

-No. Ahora cuando cierro los ojos, duermo.

……………….Y vuelve a tirarse, feliz por fin, a la pileta.

 

 

Quizás recuerdas a Lucas de esta nota de Diciembre: “Noticia para leer, ver y ESTUDIAR”. Hoy ya está en otro mejor plan. Todo gracias al esfuerzo y perseverancia de su propio estudio a pesar de vivir en la calle y de su pequeña gran edad de 12 años.

Disfruta el verano de Lucas aquí… y procura siempre (en todas las estaciones del año y de tu vida) dormir bien porque vives en paz dando tu mejor esfuerzo en todo, sin dejarte vencer por las circunstancias adversas.

AbrazoT y gran zambullida en la vida.

Agustina

 

Ver la entrada original

KaZu-momento + Xoco-identidad

image

El lunes y el martes estuvimos presentando KaZuRá y Xocolatl en el Colegio Eton (México, DF) dentro del marco de “Los Derechos de los Niños”.

image

Mientras ellos se expresan con su voz, Inés, con su gran talento, lo visualiza para todos.

Cuando leímos KaZuRá y hablamos del Derecho a Expresarnos y de las ventajas de hacerlo (y de buena manera), las peqgrandes voces decían: “A mí en el bus el otro día me regañaron porque otro niño y yo (…) y como dijimos groserías…”. “Una noche me desperté porque mis padres gritaban fuerte. Eso fue horrible porque ellos nunca se pelean. Yo me quedé en mi cama. No dije nada, pero tenía una cosa adentro como mezcla de enojo y tristeza”

image

Dibujando el Xoco según los pasos que nos enseñó Inés.

Cuando leímos Xocolatl y hablamos del Derecho a la Identidad, enfatizamos que tu apariencia NO es tu identidad. Aquí, algunas cosas que compartieron las peqgrandes voces: “Es feo que te dejen de lado por ser distinto”, “Lo importante es lo de adentro, no cómo te ves por fuera”, “La identidad es quién eres tú, cómo eres, tu personalidad y de dónde eres”, “Tú vales por tus pensamientos y lo que sientes”.

Si mi voz en los libros logra que los niños alcen su propia voz,  se sientan mejor expresándose y descubran cuánto más valen por dentro, no puedo más que agradecer y soñar con seguir compartiendo estos libros con más y más niños– y, ¿por qué no?, escribir nuevos títulos.

image

Más fotos haz click aquí.

¡Gracias Gilda y Colegio Eton! Fueron dos mañanas de  pura lectura y cultura y, sobre todo, de educación y diversión. Nos quedamos con los mejores recuerdos, ilustraciones y voces de una gran comunidad escolar.

Con cariño, agradecimiento y admiración,

Agustina

“Lo logré. Estoy en el otro colegio”

Mira este video de Marcos apoyando en las peqgrandes voces de Las Lomas Oral y si quieres y puedes colabora con una entrada simbólica para la XV Noche Solidaria para juntar fon2 para que podamos escuchar más pequeñas grandes voces . Para ello haz click aquí: http://mpago.la/MywD
Muchas gracias y ¡Muchas voces!
Agustina

Pequeñas Grandes Voces

Marcos WrightSi hay algo que me llena el alma es cuando este blog me da la posibilidad de difundir noticias que tocan corazones, siendo el mío siempre el primero. Una de esas historias fue hace un año de la mano Mariana, la mamá de Marcos, cuando se dio a conocer la gran noticia de que Marcos iría al colegio de sus hermanos. El video de TN me emocionó mucho a mí, a los seguidores del blog, a todo un país. Fue así que seguimos los pasos de triunfo de Marcos y entablamos una linda amistad con su mamá.

Hoy a la mañana recibí un mensaje de ella que profundizó mi cariño, emoción y admiración por Marcos y su familia. Y, esta vez, también por sus amigos porque anunciaba un video titulado “Marcos. Integración 2015”  en el que se hace evidente el apoyo, amor y amistad que las pequeñas grandes voces se brindan entre sí…

Ver la entrada original 219 palabras más

Más claro que el agua

El post de recién me inspiró, apenas al publicarlo, a escribir algo más sobre los hijos del medio…

Mi PeQueÑo GRaN GuRú…. es quien la tiene MáS CLaRa Que eL aGua

​El post de hoy es de nuestra peggranvoz varón del medio… a quien yo llamo mi “sabio distraído” porque la tiene clara pero se cuelga en la luna y la disfruta mientras yo voy a buscarlo de regreso. Pero ahí es cuando todo comienza: en el camino de vuelta, por lo que me dice, comparte que observó y vivió, me enseña y logra que yo lo llame también “mi pequeño gran gurú”.

To2 y cada 1 de nuestros hijos son especiales y, a diario, me enseñan mucho (tanto que desde ya me disculpo porque sé que no llego a aprender todo). Pero cada vez me convenzo más que los hijos del medio son los “Envía- 2″… Y lo escribo así porque con el nuestro hay veces que hasta parece que me dijera “tenés 2 así yo te caigo en el medio y te ayudo a poner el equilibrio justo”.

El hijo del medio parece que se basta por sí mismo más fácil que los demás. Y seguramente es porque hay contención de las puntas. Pero también porque sabe disfrutar de estar a la mitad del camino de “mi carrera de madre”. Se beneficia de las primeras pruebas y vueltas con el mayor, sabiendo que para él su mamá no sólo cuenta con algo de experiencia sino también y todavía con la suficiente energía para seguir con los menores. Es decir que para el hijo del medio su mamá está en el perfecto tiempo de cocción, a punto de caramelo… Lo que no sabe, al menos, en mi caso, es que el Master Chef… es Él.

Pequeñas Grandes Voces

imageParada y alerta en la costa alcanzo a ver, mas no a prevenir, que lo revuelca una gran ola. Corro desesperada a buscarlo. Mi corazón, paralizado. Mis piernas, a velocidad olímpica. Logro pescarlo, lo alzo y lo saco del mar para–yo pronostiqué–consolarlo. En cambio, escucho:

“Mamá, ¿por qué el mar a veces se enoja?”

Y se volvió a meter….

Quiero tener la misma capacidad y actitud para encarar la vida con la que mi hijo de 5 enfrentó al mar porque no siempre todo fluye y hay calma. Muchas veces nuestro entorno es adverso, intempestivo y hasta agresivo. Pero si evito tomármelo personal, tenerme lástima y dudar de mis propias capacidades, voy a lograr salir siempre a flote y así vivir mi vida plenamente, tal cual se presenta, incluso hasta cuando tenga la corriente en contra.

Agustina

Ver la entrada original